AAP

HISTORIA DE LA ASOCIACIÓN

En 2013, la publicidad argentina ya lleva más de una década exhibiendo con orgullo su pertenencia al Club de los Cinco: solo Estados Unidos, Alemania, Inglaterra, Brasil y la Argentina estuvieron en las catorce ediciones del Gunn Report (el informe estadístico anual de los festivales de publicidad más importantes del mundo) entre los diez países más premiados del planeta. Pero decir que fue siempre top ten, sin faltar nunca, es decir poco, puesto que, en realidad, la Argentina nunca bajó del sexto puesto: ocupó tres veces esa posición y fue cinco veces quinta, dos veces cuarta y cuatro veces tercera.

¿Y de dónde proviene la magia creativa de un país que por cantidad de habitantes y por volumen de mercado está muy lejos de los puestos de vanguardia global? Porque Estados Unidos ostenta la mayor facturación publicitaria del planeta; Alemania, la cuarta; Inglaterra, la quinta; y Brasil, la sexta; pero la Argentina aparece recién en el puesto número 26 de ese ranking de mercados.

Para hallar la explicación hay que viajar ochenta años hacia atrás, al nacimiento de la Asociación Argentina de Agencias de Publicidad, ocurrido como resultado de dos grandes fuerzas aunadas: por un lado, las enormes transformaciones sociales y económicas que experimentó el país durante toda la década de 1930; por otro, la mirada a largo plazo de varios publicitarios que supieron que era el momento indicado de empezar a abandonar el oficio y abrazar poco a poco la verdadera profesión en que hoy se ha transformado la publicidad argentina.

El publicitario francés Robert Guérin, alma creativa de L’Oreal durante décadas, dijo alguna vez que “el aire que respiramos es un compuesto de oxígeno, nitrógeno y publicidad”. En pocos países del mundo ese axioma se vive no solo en el consumo visual y auditivo de las personas, sino también en las conversaciones de sus habitantes: en la Argentina, la gente común respira publicidad. En ciudades como Buenos Aires, Córdoba o Rosario, un comercial es tema de conversación en la familia, en el bar con amigos y en el trabajo, tanto como un resultado deportivo o una acción de gobierno.

Y fue justamente 1933, el mismo año en que empezó a construirse el Edificio Kavanagh (foto) –que con sus 110 metros de altura y sus 30 pisos sería en su inauguración el más alto de Latinoamérica y la estructura de hormigón armado más alta del mundo–, el momento en que esa magia creativa empezó a tomar forma, con la fundación de la AAAP.

MISIÓN

Luchar por el negocio de las agencias de publicidad de la República Argentina.

VISIÓN

La AAP al frente de los lineamientos de las comunicaciones de marketing, encuadrando entre sus socios a los principales actores del mercado.

OBJETIVOS
  1. Brindar el marco institucional que proteja la labor profesional de sus asociados.
  2. Dar a conocer el valor y la importancia que tiene la publicidad como factor social.
  3. Fortalecer el vínculo de la relación entre las agencias de publicidad, los medios de comunicación, los anunciantes, el gobierno y los diversos sectores de la actividad publicitaria.
  4. Formar y capacitar profesionales publicitarios de acuerdo a las necesidades que demanda el mercado.
  5. Desarrollar información relevante de la industria publicitaria de nuestro país para el mercado.
  6. Desarrollar acciones que optimicen los costos operativos de sus asociados.
VALORES
  1. Representar a las Agencias de Publicidad que sean miembros y mantener, en tal carácter, vinculaciones profesionales con las Asociaciones similares de todo el país y del exterior.
  2. Adoptar un código de ética profesional, declaración de principios y normas complementarias de los mismos que promuevan el respeto a los valores esenciales de la sociedad así como a las reglas de prácticas profesionales.
  3. Propender al mejoramiento de la eficacia y de la valoración de la publicidad mediante el fomento y estímulo de la investigación científica.
  4. Bregar por la honestidad y veracidad de los mensajes, buscando mantener, incrementar y resguardar a este respecto, la justicia, la moral y el buen gusto.
  5. Propender a que entre las empresas de medios de comunicación y los Miembros de la AAP se establezcan normas equitativas, uniformes y estables que regulen sus relaciones.
  6. Promover y fomentar el continuo reconocimiento de las responsabilidades sociales de la publicidad y cooperar, en este sentido, con las organizaciones que dirigen la publicidad relacionada con las actividades estatales, patrióticas o de bien público.
  7. Peticionar ante los poderes públicos la adopción de medidas de interés general que beneficien la actividad publicitaria o la reconsideración de aquellas que la perturben.

Más AAP

TORNEO DE FÚTBOL

El campeonato de fútbol cinco se denominará “TORNEO AAP”

INFORME DE INVERSIÓN

El análisis de la evolución de la industria medida en términos absolutos de volúmenes físicos

INFORME DE COYUNTURA POLÍTICO ECONÓMICA

Balance Político Económico  2015
DESCARGAR